Quemaduras de tercer grado sufrió un menor de edad luego de que su hermano lo rociara con gasolina


El pasado fin de semana en Pie de Pató, municipio del Alto Baudó, resultó lesionado con quemaduras de tercer grado el niño Carlos Eduardo Murillo Córdoba de 6 años.
Las primeras versiones indican que su hermano mayor de 10 años en un hecho de intolerancia le roció gasolina mientras jugaban y luego procedió a encender una mechera y lo prendió en llamas.
El menor de edad fue remitido a Quibdó donde se encuentra recibiendo atención de segundo nivel de complejidad en el Hospital San Francisco de Asís.
Nota del Baudoseño.com

Compartir en facebook twitter Google tumblr pinterest

Entradas similares

Comentar con Google+